Averías comunes, errores humanos

¿Sabéis que las averías más comunes que se producen en vuestro vehículo son debidas a despistes del conductor? Como ya dijimos en la entrada de mantenimiento de ruedas y neumáticos, un mal o escaso mantenimiento de nuestro vehículo puede ser muy peligroso. Pues imaginaos también cómo puede afectarles nuestros despistes humanos.

Algunos de estos descuidos pueden ser de gran gravedad, y además de que no suelen estar cubiertos por el seguro del coche, podrían ser muy caros para nuestro bolsillo.

Algunos podrían preguntarse: ¿Siempre soy yo la causa de dichas averías? La respuesta es no, a veces existen problemas, pequeñas averías en los vehículos que vienen de fábrica, pero la mayoría serán causados por un mal mantenimiento o despiste.

¿Queréis saber qué clase de despistes cometemos? Sigue leyendo.

EQUIVOCARSE AL REPOSTAR

Un error garrafal. Si nos equivocamos al repostar, algo hoy en día más difícil debido a que las anchuras de las bocas de los depósitos y las mangueras son diferentes, se calcula que cada año más de 72.700 conductores se confunden en la estación de servicio al repostar. ¿Qué puede suceder con esto? Esto puede dañar seriamente la mecánica del coche.

Repostaje

Solución –> Vaciar el depósito y limpiarlo minuciosamente. Además, si te hubieras dado cuenta después de iniciar la marcha, además de lo anterior habría que acudir a un taller para que realicen una limpieza de todos los elementos mecánicos que hayan podido verse afectados (por ejemplo: en motor diesel, inyectores, filtro del gasoil y bomba de inyección).

Coste –> Desde unos 400 euros tan solo drenar el tanque, a más de 6.000 euros si el motor no arranca.

NO HACER CASO AL TESTIGO QUE TE APARECE EN EL PANEL DE INSTRUMENTOS

Siempre habrá que estar alerta ytestigos_coche mirar el panel de instrumentos. Si apareciera una luz amarilla es un aviso, ya habría que hacerle bastante caso, pero si ya se encuentra en rojo es símbolo de alarma y más te vale que apagues el motor si no quieres que algo se rompa. Cuidado porque hay algunos modelos de coche que no disponen de la señal de color amarillo, solamente la roja.

Solución –> Para evitar llegar a la luz roja, asegúrate de mantener en buen estado el coche. Si ya has llegado a la luz roja, ¡no hagas caso omiso! El coste de la reparación será aún peor. Si no sabes qué significa esa luz roja podrías mirar el manual de instrucciones (que siempre es aconsejable llevarlo en el coche). Si no es algo que puedas solucionar en el momento, mejor que llames a tu seguro.

NO PASAR LAS REVISIONES DEL COCHE

Las revisiones del coche no están para hacernos pagar, sino para qrevision-cocheue mantengamos nuestro vehículo en las necesarias condiciones de seguridad. Son muy importantes y por lo tanto, si no las pasamos, podríamos llevar a nuestro coche a unas grandes averías que conllevarán costes desorbitados.

Con el tiempo y los kilómetros rodados algunas piezas y componentes se desgastan y desciende el nivel de líquidos como el aceite del motor, el refrigerante o el gas del circuito de climatización, por lo que necesitan ser restituidos.

Solución –> Estar atentos a las fechas en las que vuestro vehículo debe de realizar las revisiones. Normalmente se suelen fijar cada 10.000 km a modo de prevención, aunque se suele cambiar filtros y aceites cada 20.000 kilómetros. A los 40.000, además, es aconsejable sustituir el líquido anticongelante, y entre los 80.000 y los 120.000 se suelen cambiar la correa de distribución.

QUEDARSE SIN COMBUSTIBLE

Apurar al máximo la reserva defuell depósito no solo no es bueno para nuestro vehículo (el sistema de encendido y alimentación del motor podría sufrir por las impurezas acumuladas en el fondo del depósito al haber apurado demasiado, especialmente si es de gasoil) sino que además puede llevarnos a quedarnos tirados en la carretera. ¿Qué costes podría conllevarnos esto? Pues una multa, eso es. Y no porque el Código de Circulación nos sancione por quedarnos sin combustible sino porque a causa de quedarnos sin combustible y que nuestro vehículo ya no pueda continuar, hace que debamos hacer determinadas maniobras que están prohibidas, conducir distraído, no señalar de
forma adecuada a los demás usuarios la existencia de un obstáculo en la vía, etc.

Solución –> Si llegas a ese punto en el que se te ha detenido el vehículo por falta de combustible, no tendrás más remedio que ir tú mismo a por combustible a la estación de servicio más próxima, ¿por qué? Pues porque esto no lo cubren los seguros. Además, también conllevará un coste el hecho de que tengamos que hacer una revisión en el taller por si ha resultado averiado el sistema de encendido y alimentación del motor.

CERRAR EN COCHE Y DEJARSE LAS LLAVES DENTROauto-varado-llaves-dentro-618ms030410

Es un error muy común, ¿a quién no le ha pasado? Pero suele ocurrir que tenemos una copia de la llave y ahí se queda el problema. ¿Qué ocurre si no tenemos una copia? Un duplicado de la llave puede costar una media de 150 euros en el concesionario.En algunas ferreterías o cerrajerías tienen máquinas que pueden descifrar los códigos y sale un poco más barato.

 

FALTA DE LÍQUIDO REFRIGERANTE EN EL COCHE

El líquido refrigerante se encarga de mantener el motor en la temperatura correcta, que se sitúa en torno a los 90 grados. Además, este líquido protege el motor de la corrosión y de las formaciones calcáreas. Si el refrigerante no tiene las propiedades necesarias, podríamos poner en riesgo la vida del motor.

color

Solución –> En general este líquido hay que cambiarlo cada dos años o 40.000 km. Sin embargo, no debemos solamente que tener en cuenta dicho cambio, sino que habrá que revisar periódicamente el nivel porque aunque el circuito es hermético, pueden haber fugas lo que llevaría a que el motor se queme. En este caso lo mejor es acudir a un taller.

DEJAR LAS LUCES ENCENDIDASImagen511-2

Simple, conlleva la descarga de la batería.

Solución –> Probar a empujar el coche para arrancarlo. Si esto funciona, conducir 20
minutos para que la batería se cargue de nuevo. Si no funcionara, habría que recargarla con el apoyo de otro coche, utilizando pinzas. Si esto tampoco funcionara, probablemente la vida útil de la batería haya finalizado y haya que cambiarla.

DEJARSE PUERTAS O VENTANILLAS ABIERTAS

Si te robaran el coche sin utilizar la fuerza (a razón de dejarse las puertas o las ventanillas abiertas) no se considera ni hurto ni robo, y por lo tanto, tú tendrás la responsabilidad de ello y el seguro del coche se lavará las manos.

Solución –> Lo único que debéis hacer aquí es cuidar de que no suceda eso. Siempre cerrar el coche, llevarse las llaves.

Big bad burglar is smiling at you evil couse he is stealing your car

¿A vosotros os ha sucedido alguna vez esto u otro despiste que no haya nombrado?

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *